Tal vez sea de una marca de la cual difícilmente solemos escuchar de manera común, pero eso no le quita el mérito al Koenigsegg CCX de ser un automóvil superdeportivo de lo más destacado, teniendo buen número de fanáticos tanto gracias a lo que llega a realizar con su potente motor como por la peculiar imagen externa que demuestra. Iniciado a fabricarse durante el 2006 y siendo parte de los vehículos de la compañía sueca Koenigsegg le debe sus siglas de modelo al hecho de ser considerado como un Coupe de Competición X (CCX).

Koenigsegg CCX: Superdeportivo de 1,300,000 euros

El Koenigsegg CCX puede llegar a presentar un costo de aproximadamente unos 1.300.000 euros, lo cual se ve recompensado gracias a la potencia de hasta 888 CV que llega a generar su motor, lo cual le permite alcanzar los 100 kilómetros en tan solo unos tres segundos exactos. Como dato extra tengamos en cuenta que solo se va a llegar a fabricar unos 14 de estos vehículos para el presente año, lo cual lo convierte en una alternativa en demasía exclusiva a la cual solo unos cuantos afortunados millonarios podrían llegar a acceder.