No hay nada más divertido que manejar un go kart. ¿Te gustaría fabricar tu propio go kart? En esta ocasión Blogicars.com te enseñará cómo crear tu propio vehículo casero para que conduzcas a toda velocidad.

¿Cómo Hacer un Go Kart?

Materiales

• Acelerador
• Arandelas
• Asiento (Puede ser de un go kart antiguo o el de un auto del tamaño adecuado o simplemente colocar un cubo simple con un cojín como apoyo)
• Barra de 1,8 centímetros con diámetro de 1,5 centímetros.
• Barra de acero redonda de 1.8 metros de largo y 2 centímetros de diámetro
• Bujes
• Cadena de encaje
• Caja de cambios
• Calibrador (Puede ser de una motocicleta antigua)
• Chavetas
• Disco de freno (Puede ser de una motocicleta antigua)
• Eje de dirección
• Eje de transmisión
• Freno de mano
• Manguetas
• Motor de 4 ciclos de 10 a 15 caballos de fuerza con eje horizontal (Puede ser el de una podadora antigua)
• Pedal de freno
• Pernos
• Placa de acero de 0,5 centímetros de grosor con un ancho y longitud ligeramente mayor a la del motor
• Placas de metal o de madera contrachapadas para el asiento y la base del vehículo
• Rodamientos
• Ruedas
• Tanque de gasolina
• Tubo cuadrado de 9 metros de largo y 2.5 centímetros de diámetro
• Volante

Aspectos a tener en cuenta

El primer paso es realizar el diseño de nuestro go kart en un diagrama detallado para poder elaborar luego el chasis. Asimismo puede hacer uso de plantillas y modificarlas de acuerdo a tu gusto personal y necesidades.

Antes de la construcción del go kart debemos tener en cuenta el tamaño, el cual dependerá de la edad y estatura del conductor. Por ejemplo, en el caso de conductores jóvenes, el tamaño recomendado es de 75 centímetros de ancho x 1.3 metros de largo. En el caso de los adultos se recomienda un tamaño de 1 metro de ancho x 1.8 metros de largo.

Debes tener en cuenta además que para construir el kart deberás tener experiencia soldando, y si no la tienes puedes contratar a un soldador para que se encargue del proyecto, y es que la parte más importante del vehículo es lograr un chasis sólido que soporte el peso mientras conducimos.

Tutorial Paso a Paso

Una vez que ya sabemos el tamaño específico de nuestro go kart y tenemos el diseño adecuado, lo primero que haremos será cortar el tubo de metal. Cortaremos los tramos de acuerdo a la longitud correcta. Normalmente el extremo delantero tiene un ángulo de inclinación, más estrecho en la parte trasera, lo que le dará a las ruedas espacio suficiente para girar y movilizar el chasis. Para lograr esto, montamos un perno de enganche en las esquinas frontales donde se ubicarán las ruedas, permitiendo así giros fáciles.

Se recomienda dibujar todo el diseño sobre el suelo a donde se construirá el vehículo para lograr una mejor visualización.

Ahora pasamos a soldar la estructura de acuerdo a nuestro diseño particular. Se recomienda utilizar bloques para mantener la estructura elevada mientras trabajamos, asegurándonos que todos los puntos de conexión sean sólidos y que el chasis quede completamente asegurado.

Es hora de montar las manguetas frontales. Construiremos el eje con la vara de acero recta y 2 bujes conectados a la estructura. Haremos uso también de arandelas y chavetas perforadas a través del eje para mantenerlas en su lugar. Instalamos las manguetas, las cuales nos permitirán girar fácilmente antes de alterar la transmisión y conectar el perno de enganche al brazo de dirección. Necesitaremos por lo menos un ángulo de 110 grados en las ruedas delanteras.

El siguiente paso es instalar el eje trasero y las ruedas. Para ello necesitaremos montar un soporte de ejes con un soporte de rodamiento para el eje trasero de tal manera que el eje mismo pueda soldarse a la estructura mientras gira libre y cómodamente. Soldamos una placa de acero al chasis, asegurando la placa de presión exterior con pernos de alta resistencia y tuercas de seguridad para ajustar el rodamiento.

Pasemos a construir el asiento y la base del vehículo con metal o madera contrachapada, dejando espacio suficiente para la dirección y otros controles.
Para montar el motor y la columna de dirección, instalaremos el apoyo del motor, soldando una pieza plana de acero grueso de 0,5 centímetros a la estructura trasera para montar el motor. Colocamos el motor sobre la placa y marcamos los agujeros para los pernos de montaje de manera que la polea del motor se alinee con la polea de transmisión en el eje.

Ahora colocamos la polea de transmisión en el eje antes de montarlo en los bujes. Podemos utilizar un tornillo de fijación o bien soldarlo directamente sobre el eje.

Es el turno de montar el varillaje de dirección. Para ello utilizaremos una vara de acero de 1,5 centímetros para los varillajes y una de 2 centímetros para los para los ejes. Es importante mencionar que para crear las curvas de 90 grados en la vara de 2 centímetros es probable que debamos usar un soplete para calentar el acero.

El siguiente paso es proporcionar enlaces ajustables para alinear la dirección y es que es sumamente importante tener las ruedas y la inclinación correcta.

Pasemos a instalar las ruedas y los frenos. Utilizaremos unas ruedas de carrera pequeñas para darle a nuestro vehículo la aceleración y el control óptimos. Los fijamos en los ejes haciendo uso de bujes.

Para los frenos, fijamos un disco en el eje trasero y un calibrador en el chasis para lograr un sistema profesional.

Es hora de instalar un pedal de freno que podamos operar con el pie.

Ahora conectaremos el cable del acelerador al acelerador de mano. Dependiendo del tipo de motor con el que trabajemos, podemos colocar un pedal de pie o un acelerador como el de una podadora.

Verificamos los frenos, el sistema de suspensión, las soldaduras y el ensamblaje del motor y estamos listos para poner nuestro go kart a prueba.