Actualmente Daihatsu se encuentra como una sucursal de Toyota (aproximadamente desde hace una década), produciendo autos destinados principalmente para el mercado doméstico asiático, aun así podemos encontrar diversos vehículos de gran interés que seguramente podrán ser de tu agrado, conoce algunos de ellos a continuación.

Mejores Autos Daihatsu: Terios, Sirion y Feroza

De esta manera podemos destacar vehículos como el Daihatsu Terios 2010, un deportivo de tamaño subcompacto que causa gran sensación dentro del mercado japonés principalmente. Con más de una década en el mercado internacional ha podido mantenerse en vigencia, alcanzando grandes niveles de popularidad y cada vez mejor rendimiento y apariencia más atractiva. Cuenta con un consumo muy bajo de combustible en comparación a otras camionetas además de contar con un motor de 1.5 y 105 CV. Internamente cuenta con gran espacio, haciéndolo un vehículo apto y recomendable para el uso familiar o el trabajo. Cuenta también con una transmisión manual de cinco velocidades o automática de cuatro.

Actualmente también encontramos los vehículos Daihatsu Sirion, carros de turismo existentes desde finales de la década de los 90. Se trata de un vehículo de cinco plazas y cinco puertas, actualmente también se le suele llamar Daihatsu Boon siendo el país donde se venda el punto para definir el cambio de nombre. Se le puede encontrar con un motor de 1.5 litros y 109 CV; también existe una versión para gran turismo, teniendo esta un alcance de hasta 130 CV.

Mejores Autos Daihatsu: Terios, Sirion y Feroza

Yendo más atrás en la historia de Daihatsu, podemos encontrar el modelo Feroza, una 4×4 lanzada a mediados de los 90 que se mantuvo como todo un vehículo de culto. A lo largo de su período de producción se ha podido ver cuatro versiones de la camioneta, todas ellas bajo el mismo motor de 1.6. Se caracterizaba por el hecho de que su motor mantenía un comportamiento mucho más liviano que el de cualquier otra 4×4, así mismo tenía la posibilidad de dar a escoger entre tres diferentes niveles de suspensión manejadas desde un comando eléctrico, las tres clases de suspensión eran Hard, Medium y Soft.